Archive

Archive for 30 marzo 2013

Caso Wallace: se comprueba la tortura de Brenda Quevedo Cruz

Fuente: Proceso

30 de marzo de 2013
Extracto:
Brenda Quevedo Cruz, una de las personas acusadas por Isabel Miranda de Wallace del secuestro y asesinato de su hijo, Hugo Alberto Wallace, fue torturada en 2010, cuando estaba presa en el penal de las Islas Marías y, por lo tanto, bajo la custodia de la Secretaría de Seguridad Pública encabezada por Genaro García Luna. Un año después la CNDH evaluó a la mujer y, de acuerdo con los parámetros del Protocolo de Estambul, concluyó que había padecido castigos crueles, inhumanos y degradantes, un informe que la propia CNDH ocultó. Pero el historial de García Luna y su gente durante el sexenio pasado abarca otros casos de abuso de autoridad, maltrato y tortura.

MÉXICO, D.F. (Proceso).- El viernes 15 de marzo la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) interpuso ante la Procuraduría General de la República una denuncia penal contra Genaro García Luna y otros exfuncionarios de la desaparecida Agencia Federal de Investigación (AFI) por las violaciones a los derechos humanos de la francesa Florence Cassez.

Pero el caso de Cassez es sólo uno en el historial de García Luna. Bajo su mando, la AFI y la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) federal violaron de manera constante los derechos humanos. Han comenzado a documentarse abusos de autoridad y torturas en algunos complejos penitenciarios administrados por la SSP durante el sexenio pasado. Algunos ya están siendo investigados por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

Proceso (y MXporFCassez también) tiene copia del resultado de la evaluación realizada a Brenda Quevedo Cruz –acusada del presunto secuestro y asesinato de Hugo Alberto Wallace– bajo los términos del Protocolo de Estambul (Manual de Investigación y Documentación Efectiva sobre Tortura, Castigos y Tratamientos Crueles, Inhumanos o Degradantes).­

El resultado –hasta ahora inédito– de la evaluación hecha por la CNDH en 2011 prueba que Brenda Quevedo fue brutalmente torturada en el complejo penal federal de las Islas Marías estando bajo custodia de la SSP.

Otro caso: en febrero de 2012 la familia de Javier Herrera Valles, excomisionado de la Policía Federal, principal crítico de la gestión de García Luna y quien fue encarcelado con base en testimonios falsos, presentó una queja ante la CNDH por la golpiza que asegura sufrió, meses antes de ser puesto en libertad, en el penal de máxima seguridad de Tepic, Nayarit, también bajo custodia de la SSP.

Aún más: Proceso recabó declaraciones de familiares de presos del Centro Federal de Readaptación Social número 3, Noreste, localizado en Matamoros, Tamaulipas, quienes se quejan de trato inhumano, vejaciones y abusos sexuales de custodios y comandantes contra presos durante el sexenio anterior (el penal de las Islas Marías, otras cuatro cárceles federales y un centro federal de rehabilitación psicosocial estaban bajo la administración, custodia y operación del Órgano Administrativo Desconcentrado de Prevención y Readaptación Social, que dependía de la SSP, encabezada por García Luna).

Brenda Quevedo

En el complejo federal penitenciario de las Islas Marías –donde por ley sólo pueden estar presos los sentenciados–, Brenda Quevedo Cruz, acusada y aún no sentenciada por el presunto secuestro y homicidio de Hugo Alberto Wallace, estaba apartada del resto de la población femenil en un área conocida como La Borracha.

La madrugada del 13 de octubre de 2010 el comandante de custodios Javier Jiménez Santana y las custodias Verónica Chávez Rojas y Eneyda Pérez sacaron a Quevedo de La Borracha y la subieron a una camioneta.

El vehículo avanzó por una carretera que bordea la isla María Madre (la mayor del archipiélago y que alberga la prisión), según consta en la declaración hecha por Brenda el 30 de junio de 2011 en el consultorio del Centro Femenil Noroeste, en Tepic, durante la evaluación aplicada por la visitadora adjunta adscrita a la Tercera Visitaduría General de la CNDH.

Fue ese día cuando la CNDH pudo entrevistar directamente a Quevedo y escuchar su denuncia. Ahí se corroboró la tortura de la que fue víctima la joven, cuando la SSP, con García Luna como titular, era responsable de la administración y manejo del centro penitenciario. La directora del anexo femenil del penal de las Islas Marías era María Teresa López Aboites.

Brenda, expareja de Jacobo Tagle, fue extraditada de Estados Unidos el 26 de septiembre de 2009 acusada del secuestro y homicidio de Hugo Alberto Wallace, quien según su madre, Isabel Miranda de Wallace, ocurrió el 11 de julio de 2005. Miranda de Wallace acusa a Quevedo, Tagle, César Freyre, Juana Hilda González y a los hermanos Tony y Alberto Castillo de haber hecho desaparecer a su hijo.

–¿A dónde me llevan? –preguntó Brenda.

–No tienes derecho a decir nada, sabes que estás en un caso muy fuerte y unas personas quieren hablar contigo.

–No me dejen sola…

–Nadie va a tocarte 
–dijo Jiménez Santana. Esa promesa no la cumplió.

La dejaron sola en una casa en obra negra donde había muchas ratas. La metieron a un cuarto pequeño donde no había muebles, sólo una cobija en el suelo. La puerta no tenía cerradura.­

Hacia la una de la tarde del 14 de octubre de 2010 llegó al lugar una camioneta de la que bajaron cinco o seis hombres encapuchados con pantalones de mezclilla y camisas blancas.

–¡Chingaste a tu madre otra vez!, ¡creíste que no nos volverías a ver! –gritó uno de ellos al entrar al cuartito.

Le vendaron los ojos, la envolvieron con una cobija a la altura del torso y la ataron con cinta para inmovilizarla. La tiraron al piso boca arriba, le quitaron los zapatos y las calcetas y le pusieron en el dedo gordo de un pie un alambre. Le echaron agua en la cara; sin poder moverse Quevedo sentía que se ahogaba. También mojaron la cobija.

–¡Ahora sí pides perdón, perra! Vamos a hacerte respetar a la gente –le dijo uno de los hombres.

La golpearon con los codos en el pecho, le pegaron en las orejas y la amenazaron con dañar a su madre, la señora Enriqueta Cruz, y a su hermano.

–Te crees edecán pero eres una prostituta. Un perro vale más que tú –la insultaban.­

Uno de los hombres le bajó el pantalón, le separó las piernas y le metió el puño en la vagina. Lo hizo varias veces.

–¿Qué se siente? –le preguntaba mientras repetía la acción.

Después le dieron toques eléctricos con el alambre que le pusieron en el pie.

–Vas a sentir como que te vas quemando poco a poco –le dijo uno de ellos.

El propósito de la tortura era obligarla a confesar que había participado en el secuestro y homicidio de Hugo Alberto Wallace. La madre de éste, María Isabel Miranda, excandidata del PAN a la jefatura de Gobierno de la Ciudad de México, era muy cercana al entonces presidente Felipe Calderón y al titular de la SSP, Genaro García Luna. Quevedo no confesó y en todo el proceso se ha declarado inocente de los cargos que se le imputan.

La tortura duró cerca de tres horas. Después los encapuchados la desataron y se fueron. Brenda Quevedo se quedó hasta la madrugada del 15 de octubre en esa casa. Al amanecer de ese día Jiménez Santana fue por ella y la llevó de regreso a La Borracha.

Ningún médico certificó el estado de salud de Brenda Quevedo pese a que estaba visiblemente lastimada, tenía sangrado vaginal y un absceso en el seno derecho. Estuvo incomunicada de su familia durante un mes, hasta que finalmente pudo hablar con su madre, Enriqueta Cruz, quien recurrió a la CNDH. Brenda actualmente está recluida en el penal federal de Tepic.

Articulo completo:

 

La CNDH juega a la política

Fuente: Milenio
Por Carlos Puig @puigcarlos
El 30 de marzo 2013
Hace más o menos un año, a raíz de la primera discusión sobre el caso Florence Cassez en la primera sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, invité al presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, Raúl Plascencia, a En 15.
Lo invité porque me costaba entender que en esos días, Plascencia había hecho la ronda con doña Isabel Miranda de Wallace, alegando que cualquier cosa que no fuera la reiteración de la condena a Cassez sería un atentado a los derechos humanos de las víctimas. Fue una conversación agitada porque en la mente de Plascencia y en sus argumentos públicos no había duda alguna sobre la culpabilidad de Cassez y la necesidad —más allá de argumento alguno— de que purgara una condena. La comisión había tenido frente a ella, tal vez primero que nadie, la prueba de que algo muy raro había sucedido en aquella detención y puesta a disposición. Pablo Reinah, uno de los reporteros que había sido parte de la escenificación y después había sido corrido de Televisa, había acudido a la CNDH a quejarse y contar toda su historia. Otras quejas habían producido evidencia en la comisión de que, por ejemplo, uno de los acusados había sido golpeado. Nada de eso importaba hace un año al ombudsman nacional. De la mano de la señora Wallace presionó a la Suprema Corte para que ignorara las faltas a los derechos humanos de Cassez, Reinah o Vallarta. “Si hubo irregularidades deben investigarse y sancionarse, pero el fallo debe orientarse para satisfacer el reclamo de las víctimas”, dijo Plascencia como solapando la venganza como sistema de justicia, todo en una extrañísima conferencia de prensa donde uno de las presuntas víctimas acusó al ministro Zaldívar de querer liberar a la francesa “por ser güerita”, sin que el presidente de la CNDH se inmutara.
Desde esos días era de sobra conocida la pésima imagen de Florence Cassez ante la opinión pública (como se comprobaría un año más tarde) y de la autoridad y popularidad de la señora Wallace en esos días aspirando a gobernar la ciudad, es decir, en campaña política. Vale la pena recordar que en esos tiempos Genaro García Luna era aún el todopoderoso secretario de Seguridad Pública, el presidente Calderón había defendido que Cassez estuviera en prisión.
Hace un año la Corte decidió volver a estudiar el asunto y se lo dio a la ministro Sánchez Cordero, quien en un decisión sorpresiva y no exenta de polémica, al verse abajo en la votación, desechó su propio proyecto, lo sustituyó por el de Zaldívar, y Cassez fue liberada.
Pues ahora, cuando García Luna anda desparecido y sin poder, Calderón en Harvard y Cassez en Francia, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos se acordó de hacer una investigación y presentar un informe en el que pide se finquen las responsabilidades correspondientes a una veintena de funcionarios, empezando por García Luna.
El mismo informe reconoce que está hecho con datos que se conocían al menos desde febrero de 2012, cuando se hizo pública la propuesta del ministro Zaldívar: “Para la elaboración de este Informe Especial, se recopiló la información contenida en los expedientes que sobre el caso de la señora Cassez conoció el Poder Judicial de la Federación en sus respectivas instancias procesales; las sesiones públicas de la Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación relativas a este asunto; los expedientes relacionados con las quejas que en su momento presentaron ante esta Comisión Nacional las personas señaladas como responsables de los diversos delitos cometidos y Q1, uno de los reporteros que estuvo presente y cubrió el operativo de la AFI; el video de 9 de diciembre de 2005 del citado operativo; así como las notas periodísticas emitidas en diversos medios de comunicación, y otras fuentes”.
La queja del reportero Q1 data de hace seis años y en su relato está la mayor parte de la información sobre el mal actuar de las autoridades. El mismo informe lo dice, pero luego relata cómo los funcionarios aludidos negaron que hayan actuado mal y pues ahí quedó todo. Hasta ahora.
Ahora que García Luna ya no está. Ahora que la opinión pública y buena parte de la publicada se fue contra Cassez y después contra los policías y funcionarios, que en la versión más ramplona del asunto fueron los responsables de que se fuera.
Vale la pena leer el documento de la comisión. Para confirmar nuestro pesimismo. No hay un dato nuevo, no hay rastro de nueva evidencia de nada. Tomaron el documento de Zaldívar, la queja de Reinah, y redactaron unas cuartillas. Todo ese material lo tenían cuando García Luna era secretario.
Hace unos días le pregunté al primer visitador por qué hasta ahora el informe. Porque antes las autoridades no habían respondido a las peticiones, me dijo. Puede ser, pero ahora tampoco.
La CNDH jugando para la tribuna. Para el aplauso. Politiqueando. Una lástima.

Wallace news (3 videos)

Para reir un poco: video de propaganda hecho por… el équipo de Calderón

Efectivamente, Isabel Miranda de Wallace es una infiltrada como lo decía Anabel Hernández…

 

Categorías:Sin categoría

Isabel Miranda de Wallace en peligro por Ley General de Víctimas

En respuesta al articulo de la revista SIPSE (publicado el 26 de marzo, 2013)
Quisiera contestar de manera más detallada las últimas declaraciones de Isabel Miranda de Wallace sobre la publicación de la Ley General de Víctimas.
Por el momento, lo que puedo decir es que si, efectivamente la Ley General de Víctimas servirá para proteger los derechos de Todos. A este precio podemos pretender vivir en una sociedad democrática.

Pero lo que le quiero contestar a Isabel es lo siguiente: la Ley general de Víctimas servirá también para proteger o restablecer los derechos de quienes fueron acusados injustamente y presentados ante los medios como delincuentes cuando no lo eran. Mas precisamente servirá para restablecer los derechos fundamentales de las personas que acusaste Isabel, que mandaste a torturar, que intimidaste directamente o indirectamente, que mandaste a golpear,… para que se declararan culpables

Brenda Quevedo Cruz, los hermanos Castillo, Juana Hilda, Jacobo Tagle y su hermano Salomon (¡un menor de edad! ver la foto), Jael Malagon Uscanga (¡que la Sra. dejó ciego!), entre muchos otros…

Isabel - Cartel 2a

Ya cambió la dirección del viento, ¿no lo sientes, Isabel?

El caso Cassez inició una nueva era en nuestro país, la era del respeto incondicional a los derechos humanos. Ese respeto sin excepción es nuestra única protección contra la fábrica de culpables, actividad ilícita, ilegal, inmoral a la que te dedicaste desde que inventaste el secuestro de tu hijo, desde que, por amistad con Margolis, te involucraste en el caso de Florence Cassez, desde que te metiste en el caso Martí para presionar a unas cuantas personas para que se declaren culpables del homicidio del joven Fernando que cometieron unos policías federales (ie cómplices de Garcia Luna) y no las personas que se presentaron como los miembros de la Flor.

Ya cambió el viento, y ya viene tu turno.

Atrás de la máscara de activista y defensora de las víctimas, está el verdadero rostro de la infiltrada de la administración calderonista. Se está cayendo tu teatro.

En fin.

Nolverto

@MXporFCassez

Declaración de la amiga íntima de Hugo Wallace: “Alguien cercano a la familia (de Hugo Wallace) está detrás de su desaparición”

Declaración Laura Domínguez

Declaración Laura Domínguez

PROCURADURIA CENTRAL
DE JUSTICIA DEL DISTRITO FEDERAL
SUB PROCURADURIA
DE AVERIGUACIONES PREVIAS CENTRALES
C. SUB PROCURADOR
LIC. RENATO SALES HEREDIA
EN LA CIUDAD DE LA ESPERANZA
MEXICO D.F. MAYO 23 / 2006
PRESENTE.
En términos de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, el Código Penal Federal y el Código Penal para el Distrito Federal, la Ley Federal Contra la Delincuencia Organizada y la Ley Federal de las Responsabilidades Administrativas para los servidores públicos.
PRIMERO : Ante la desconfianza en otras autoridades y otras personas, los aqui firmantes LAURA VIRIDIA DOMINGUEZ CANTILLAN y JOSE LUIS MOYA, hacemos entrega a usted en un sobre cerrado y con nuestras firmas,
DOCUMENTOS Y LA NARRACION TRANSCRITA anexa aquí que pueden dar constitutiva del délito, por su origen o pueden llevar a las autoridades responsables , tanto a encontrar vivo a los restos mortales de HUGO WALLACE MIRANDA o pueden llevarlos a encontrar el detener, al cerebro intelectual de lo sucedido con HUGO si es que realmente está muerto, ya que legalmente no es así a la ….
SEGUNDO : lo anterior lo hacemos también porque a su consideración está que la nota del rescate, evidentemente no fue pensada ni redactada por nadie de los presuntos detenidos, imputados y escondidos a la fecha, así como por las diversas acciones e información contradictoria vertida por la Sra Isabl Miranda de Wallace y de otras personas de la que fuimos testigos.
TERCERO : no compartimos las imputaciones realizadas a los distintos autores, ya señalados publicamente por la Sra Isabel Miranda de Wallace, por la falta de evidencias y acciones de investigación que aclaren el origen de la o las dos notas del rescate idénticas que presuntamente hay en PGR y PGJDF.
Los aqui firmantes No hacemos imputación o denunciamos a ninguno de los ya detenidos, por no haber sido testigos de los hechos ni tenemos prueba o evidencia alguna de que ellos hicieron algo en contra de HUGO.
Tenemos la sospecha de que alguién cercano a la familia, está tanto detrás de la Sra Isable Miranda de Wallace y de toda esta cortina de humo.Independientemente de quién era en la realidad Hugo Wallace y que (…) las autoridades como nosotros, sólo queremos encontrarlo vivo o muerto a pesar de su pasado y quién era en la realidad e informamos adentro quién es.
Hacemos de su conocimiento que la documentación que acompañamos nos fue entregada por un informante desconocido que fue afectado por un familiar de la Sra Isabel Miranda de Wallace.
MAYO 23 2006
ATENTAMENTE
LAURA VIRIDIA DOMINGUEZ SANTILLAN y JOSE LUIS MOYA
Categorías:Sin categoría Etiquetas: , , ,

Wallace, Garcia Luna, Plascencia, Palomino, Calderon, Morera, Marti, Margolis…

Red de corrupcion en el gobierno de Calderón